• martes 04 de agosto del 2020
logo
add image

Lesa Humanidad: la Cámara Federal de Casación Penal rechazó el pedido de prisión domiciliaria para Jorge Eduardo “Tigre” Acosta

Así lo dispuso hoy la Sala II ante un pedido de la defensa oficial. Anteriormente el TOCF N°5 había rechazado la solicitud de acceso al régimen de arresto domiciliario.

Los jueces Alejandro W. Slokar, Carlos A. Mahiques y Guillermo J. Yacobucci –en disidencia-, rechazaron el pedido de acceso a la modalidad de arresto domicilario por parte del represor Jorge "Tigre" Acosta, quien se encuentra condenado a prisión perpetua en la megacausa ESMA y por el plan sistemático de apropiación de niños y niñas durante la última dictadura cívico-militar.

Para así decidirlo, los magistrados coincidieron con sus colegas de primera instancia en cuanto consideraron que la mera invocación por parte de la defensa de que su asistido se encuentra dentro de la población de riesgo, no puede constituir un argumento de entidad suficiente para modificar la modalidad de encierro.

Ello así, en lo relativo al contexto de pandemia, resaltaron que los establecimientos penitenciarios han adoptado diversas medidas y protocolos para proteger la salud de los internos a los fines de evitar contagios y la propagación de la pandemia, a los que igualmente, en esta oportunidad, se les solicita que extremen las medidas de prevención. Todo ello en concordancia con las disposiciones nacionales e internacionales.

Además, volvieron a poner de resalto que la Acordada n° 9/20 de ese organismo, exige meritar con extrema prudencia y restrictivamente la aplicabilidad de este tipo de beneficios en supuestos de delitos graves, como lo es en el caso del Tigre Acosta; sumado ello a la consideración especial de las víctimas a quienes se les debe brindar la debida intervención a fin de resguardar sus derechos.

Por último, sostuvieron que en el caso de personas condenadas por graves violaciones a los derechos humanos y delitos de lesa humanidad, los Estados deben proceder a una evaluación que requiere un análisis y requisitos más exigentes que en cualquier otro caso, en función del principio de proporcionalidad y en base a los estándares interamericanos aplicables que prescriben que el otorgamiento indebido de estos beneficios pueden conducir eventualmente a una forma de impunidad.

 

Accedé a la resolución.

 

 

 

footer
Top